El gateo: cómo potenciarlo y sus beneficios 

Cuando los peques cumplen 4 o 5 meses empiezan a interesarse por su entorno más allá de sus padres, queriendo moverse, descubrir y explorar el espacio poco a poco con las herramientas que van adquiriendo.

Este proceso comienza con el movimiento de las extremidades, el volteo, la reptación, el arrastre, el gateo y la marcha.Pero, ¿qué beneficios tiene el gateo? ¿Cómo podemos potenciarlo? ¿Qué aspectos potencia? ¿Por qué es tan beneficioso el gateo para los peques?

Hoy te cuento en este post todo lo relacionado con el gateo y la importancia del patrón cruzado, además de métodos para favorecerlo, juegos, pautas y consejos.Te espero en esta nueva colaboración para el blog de Tutete.

¿Han gateado tus hijos? ¿Crees que es importante el gateo? 

Si tienes alguna duda, déjamela aquí abajo en los comentarios! Te espero! 

6 comentarios en “El gateo: cómo potenciarlo y sus beneficios 

  1. Lucía dijo:

    Hola. Tengo un bebe de 11 meses y lleva mas de 2 reptando. Ha cogido mucha habilidad. Y aunque para jugar o agarrar algo si que se pone en posición gateo, cuando quiere desplazarse lo hace reptando. ¿Cómo puedo hacer para que gatee?

    Le gusta a 1 persona

    • Atención Temprana y Estimulación dijo:

      Lo importante es que se desplace. Según vaya interesándose por ganar altura se pondrá a 4 patas, de rodillas o de pie.
      Potenciar el juego en el suelo, colocarse sobre una pelota de pilates, o sobre un rodillo y pasar de un lado a otro, que vaya apoyando las manos para colocarse a 4 patas, como comento en el post. Paciencia, y saber que hay niños que no gatean y no sucedería nada. Un abrazo

      Me gusta

    • Atención Temprana y Estimulación dijo:

      No pasa nada porque no gatee. Hay niños que no gatean nunca y directamente se ponen de pie y caminan.
      Lo que sí es importante es tratar de potenciar la posición de boca abajo, jugando, colocándonos igual que él a su lado, teniendo paciencia y favoreciendo el juego en el suelo. Es importante que cuando esté en casa esté siempre en el suelo. Y le dejéis en la postura que por sí mismo sabe estar. Si no se sienta solo no le sentéis. Si no se da la vuelta solo, no lo hagáis por él. Potenciar que lo vaya haciendo solito.
      Un abrazo y paciencia

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s